Tras presentar el informe anual de resultados, el Organismo No Gubernamental Mayama de asistencia a la infancia, señaló que el apoyo que brindan las empresas a las llamadas ONG, es fundamental ante los retos y problemáticas que presentan en nuestro país sobre todo los relacionados con la infancia.

Sobre las acciones que Mayama realizó en el último año, en el contexto de protección a la infancia y adolescencia, Gabriel León, director general, dio a conocer que como parte de su trabajo a favor de los derechos de estos grupos, sus acciones tuvieron repercusión a través de cuatro metas.  

La primera de ellas dijo León, es la de tener Cero infectados por COVID-19 dentro de las familias e infantes a los que Mayama brinda atención y quienes recibieron más de 200 Kits de higiene. 

La segunda acción es Cero violencia, estrategia mediante la que se proporcionaron 210 kits educativos además de Smart phones, computadoras y Tablets; en tercer lugar el directivo mencionó Cero hambre con la que se dieron más de 1,600 despensas y finalmente la cuarta Paz y resiliencia mediante la que incluso se llevó a cabo la elaboración de un libro.

«Debemos comprender que las operaciones empresariales tienen un impacto directo o indirecto en comunidades de las que forman parte niñas y niños, es por esto que necesitamos estar consientes del impacto que las empresas tienen en la infancia e incluso más allá del trabajo infantil. Por ello éstas son un actor preponderante en la generación de condiciones favorables para el desarrollo».

Gabriel León, Director General de Mayama.

Durante la presentación del informe anual, los representantes de las marcas PetStar, HP, Helm de México, ISOlution Business y AFOSA, aliados del proyecto Mayama -cuya atención se centra en más de 400 infantes  de Jalisco-, coincidieron en que la innovación y la responsabilidad social es una herramienta que ofrecen las empresas para retribuir a la sociedad a través de un modelo de alto impacto.

Jaime Cámara Creixel, Director General PetStar, recordó que como aliado de Mayama y como una de las más grandes empresas de recolección de PET, vieron un potencial el poderse asociar con organizaciones que protegen  a la infancia para promover que dentro de la industria que representan, no exista el trabajo infantil.

«Dentro  de nuestra cadena de recolección tenemos como premisa asegurar el suministro libre de infancia trabajadora a través de una política de cero tolerancia promoviendo el respeto a los derechos de la infancia. 

«Hemos establecido una serie de alianzas entre ellas con Mayama, hemos encontrado a un gran aliado con un fuerte modelo de atención dirigido a niños y niñas y sus familias quienes se encuentran en situación de pepena y recuperación de residuos, estamos muy orgullosos de ser parte de este modelo donde se beneficia a más de 400 niñas, niños ya sus familias. Desde PetStar estamos convencidos que en mejorar la niñez es la base para tener un mejor futuro”.

La responsabilidad social no debe confundirse con una acción altruista llevado a cabo por la empresa ni tampoco como un instrumento publicitario para mejorar la imagen, sino como una forma de gestión que implica colaboración e interacción con la sociedad, fue una de las coincidencias de los representantes del empresariado presente en el informe virtual.

Campañas antibulling, de nutrición, desarrollo de habilidades sociales y autoestima, son algunos de los proyectos que ha realizado AFOSA dijo durante su participación Laura Velasco Sánchez, Directora General.

Por su parte Mónica López de HP señaló «solamente con alianzas vamos a tener la oportunidad de generar mayores y mejores impactos. Estamos en los primeros  lugares con mejores prácticas en materia de derechos humanos con estrategias y acciones contundentes;  participamos  en fomentar la educación y el derecho al acceso a las tecnologías de la información a través de donaciones y equipamiento».

Nota por: Nación 321